Sincroniza los ritmos biológicos para acompañar mejor el proceso educativo de tus hijos

Últimamente he estado trabajando mucho en la observación de los ritmos biológicos de mi familia. Quiero entender sus -y mis- ciclos de sueño, mi ciclo menstrual y los cambios anímicos de mis hijas para servirles mejor como madre y educadora en el hogar.

¿De qué se trata todo esto? Pues de acompañar desde nuestra realidad biológica. Hay niños que tienen más energía en la mañana, otros están más activos de noche. Nosotras estamos más dispuestas y amorosas ciertos días y más irritables otros. Es ciencia y nos puede ayudar a armonizar mejor nuestro hogar y nuestra experiencia educativa.

A continuación te doy tres tips para que puedas conocer mejor los ritmos biológicos de todos en casa y puedas acompañar a tus hijos a consciencia y CON CIENCIA:

Salgan a tomar el sol 
La luz del sol por la mañana aviva el reloj biológico y envía una fuerte señal de despertar al cerebro. Nuestro ritmo circadiano no se ciñe a las 24 horas exactamente por lo que la luz de la mañana sirve para sincronizar nuestro reloj todos los días.

Sincroniza el trabajo y el aprendizaje con el reloj biológico. 
¿Sabías que cada persona tiene una hora “óptima” para memorizar algo y una hora “óptima” distinta para ser creativo? Programar las actividades diarias según el ritmo natural de tu cuerpo -o cronotipo- puede hacerte más productivo y saludable. Hay cuatro cronotipos: el león, el oso, el delfín y el lobo. En este enlace podrás conocer más acerca de los cronotipos, o ciclos de energía diurna o vespertina. Echa un vistazo a la agenda ideal de tu cronotipos y modifica tus hábitos y los de tu familia, de ser necesario.

Conoce los cambios anímicos a partir del ciclo menstrual
Regularmente se hacen bromas sobre el cambio de humor en las mujeres en la menstruación. Y la verdad es que, más que un mito, el ciclo menstrual sí contribuye a que nuestro humor cambie durante esos 28 días. Durante la fase folicular y la ovulación solemos tener más energía, mientras que, durante la fase lútea, justo antes de la menstruación, nos sentimos más sensibles, con mal humor, dubitativas, tenemos más hambre y antojos y estamos más hinchadas. Entonces, mi recomendación es que durante esos días seas más paciente contigo y no trates de incorporar lecciones que requieran demasiado esfuerzo de tu parte.

Espero que esta información te resulte útil y que te permita ajustar tus rutinas para servir mejor a tu familia y a ti misma. Educar en casa es una aventura fantástica pero puede consumir mucha energía. Cuídate y consiéntete para que puedas cuidar de los tuyos.

Tres puntos a considerar antes de hacer homeschooling

Tras la cuarentena, y ante el inminente regreso a clases con cambios a las rutinas y medidas de seguridad más estrictas, muchas familias consideran la opción de educar en casa a futuro. Ésta, ciertamente, no es una decisión que deba tomarse a la ligera, ya que representa un gran cambio no solo para el niño sino para toda la familia.

En este artículo quiero compartirte tres puntos que debes considerar a la hora de optar por el homeschooling o la educación en el hogar.

  1. Tipo de educación en casa que quieren practicar– No hay una sola forma de educar en casa, ni un solo y único currículo, sino que hay varios estilos y métodos que puedes considerar. Las dos principales formas de educar en casa son el homeschooling y el unschooling, o el aprendizaje dirigido por el niño. En el primero la familia se hace apoyar de un currículum formal, que incluye procesos de evaluación académica, asesoramiento de maestros, y demás estructuras similares a las de un colegio tradicional. Hay muchísimas plataformas en escuelas disponibles para practicar este estilo. En el unschooling el niño va dictando qué quiere aprender y el padre o tutor le acompaña en el proceso. Ambos métodos son totalmente válidos y pueden ser legalizados a través de los ministerios locales de educación.
  2. Estilo de vida- Otro punto importantísimo a evaluar a la hora de considerar la educación en casa es qué estilo de vida lleva la familia. ¿Ambos padres trabajan fuera del hogar? ¿Alguno de los dos padres puede dedicarse al acompañamiento académico? Es posible educar en casa mientras ambos padres trabajan fuera, pero esto representa grandes retos que deben ser considerados y atendidos de antemano.
  3. Desescolarización- Cuando educamos en casa es importante pasar por un proceso de desescolarización, o un cambio de mentalidad que rompa con las estructuras escolares tradicionales. Al educar en casa la familia puede adoptar programas de estudio más flexibles, diseñar sus propios horarios, y no limitarse a un solo espacio o forma de aprender. Cuando educamos en casa, las oportunidades para el aprendizaje están en todos lados y en todo tipo de actividades. Es importante darse el tiempo, tanto padres como niños, para entender y incorporar esta nueva mentalidad.

Espero que estos tres puntos te ayuden a evaluar a mayor detalle si la opción de educar en casa es para ti. Te recuerdo que cuento con un servicio de mentoring grupal para padres interesados en iniciarse en el fascinante mundo del homeschooling. A través de mi programa de mentoring exploramos una amplia gama de temas, incluidas no solo las discusiones de plan de estudios o el currículum, o los aspectos legales del homeschooling, sino también áreas que nos hacen mejores instructores, facilitadores y padres.

Quedo a la orden para seguir apoyándote en este fascinante mundo de la educación en el hogar.

Un abrazo,

Jess

Recursos online para educar en casa

Ante la emergencia del Coronavirus muchos padres han tenido que recurrir a hacer escuela en casa o homeschooling de la noche a la mañana. Muchos tienen el apoyo de un curriculum o pensum enviado de los colegios. No obstante, muchos otros se encuentran con las manos vacías sin saber qué hacer en estos momentos.

Por eso les comparto esta lista de recursos online que utilizamos muchas familias que hacemos escuela en casa.

Canales de YouTube:

  •  Happy Learning TV: Canal español con contenido de ciencias, ambiente, historia, gramática, entre otros. Sus capítulos son cortos y fáciles de entender para los más peques.
  • Mundo Zamba: En el año 2014 fue nominada a “Mejor serie animada infantil” en los International Emmy Kids Awards. Es una interesante serie de animación que recrea, en capítulos de media hora, los principales sucesos de la historia, principalmente argentina, vistos desde la mirada de un niño inquieto que viajaba en el tiempo. Buenísimo para enseñar historia, geografía y cultura latinoamericana. 
  • CuriosaMente: canal mexicano con contenido interesantísimo de varias temáticas. Si tu mente es curiosa, aquí encontrarás respuestas claras, divertidas y científicas a esas y muchas otras complejas preguntas.

Algunos canales en inglés son:

Plataformas con curriculum online:

  1. Khan Academy: totalmente gratis y con contenido muy bueno en ciencias y matemáticas. En inglés y en español.
  2. ArbolABC:página en español y gratis para niños entre las edades de 3 a 10 años.
  3. Outschool: cursos online para niños
  4. Time4Learning:curriculum online desde PreK hasta 12mo grado
  5. EasyPeasy: curriculum online totalmente gratis, de base cristiana.
  6. Education: página con recursos desde planes de clases hasta juegos online totalmente educativos, en inglés.
  7. Twinkl: Página del Reino Unido con recursos en inglés y en español. Tienen worksheets, Power Points, lecciones, gráficas, etc.
  8. ABCMouse:una de las plataformas más premiadas para educación preescolar. Juegos interactivos en una variedad de temas.

Espero que estos recursos te ayuden. Hay muchísimos más recursos a partir de las edades, intereses y estilo educativo de tus hijos. Ahora lo más importante es que ellos no pierdan el amor por aprender.

Si necesitas ayuda, recursos o material adicional, no dudes en comunicarte conmigo a soyjess@jesspazos.com

Rutinas de estudio en casa

Ante la emergencia del Coronavirus muchas familias estarán mudando la experiencia educativa al hogar, enfrentándose a algo totalmente nuevo. Esto puede traer mucha preocupación y duda, pero ¡seamos valientes! Como quizás ya sabes, desde 2018 hago escuela en casa con mis hijas, por lo que te quiero compartir algunas recomendaciones que me han funcionado.

Como aprenden nuestros hijos

El primer paso es definir cómo aprenden tus hijos. Hay tres estilos principales de aprendizaje, y muchos niños exhiben una combinación de más de un estilo. Los tres estilos predominantes son:

  • Aprendizaje visual
  • Aprendizaje auditivo
  • Aprendizaje kinestético

Los niños visuales aprenden mejor con vídeos, gráficas, mapas, etc. Los niños auditivos prefieren escuchar canciones, lecciones, podcasts, etc. Por último los niños kinestéticos necesitan experiencias, movimiento, cambios de rutina y de escenario constante para aprender mejor.

La creatividad es la inteligencia divirtiéndose

Procura hacer del proceso de aprendizaje un juego. Ten a la mano elementos que permitan que los niños se diviertan, como bloques (Legos®), Post-it-notes, palitos de paleta, plastilina, goma, algodones, un pequeño pizarrón blanco y marcadores, cinta adhesiva,

Otros tips:

  • Establece un área amigable para el aprendizaje. Asegúrate de que los niños tengan un lugar bien iluminado para estudiar. Mantén los suministros (papel, lápices, pegamento, tijeras) al alcance.
  • Programa un tiempo de estudio regular. Algunos niños trabajan mejor muy temprano en la mañana y otros necesitan más tiempo. Experimenta con tu hijo, observa y ajusta. Como no están en la escuela como tal no tienen que iniciar sus rutinas tan temprano. También verás que terminan el trabajo mucho más rápido.
  • Ayúdalos a hacer un plan. Anima a tu hijo a dividir el trabajo en trozos manejables. Crea un horario de trabajo y tomen descansos de 15 minutos cada hora, si es posible. Los niños funcionan mejor con rutinas.
  • Mantén las distracciones al mínimo. Esto significa que no hay televisión, vídeo juegos, música a todo volumen, chats ni llamadas telefónicas mientras se está estudiando.
  • Asegúrate que los niños hagan su propio trabajo. No aprenderán si no piensan por sí mismos y cometen sus propios errores. Los padres pueden hacer sugerencias y ayudar con las instrucciones. Pero es el trabajo de un niño aprender.
  • Sé un motivador y monitor. Pregúntale sobre tareas, cuestionarios y exámenes. Alienta, revisa la tarea completa y ponte a su disposición para preguntas y preocupaciones.
  • Pon un buen ejemplo. ¿Alguna vez tus hijos lo vieron cuadrar diligentemente tu presupuesto o leer un libro? Es más probable que los niños sigan más los ejemplos de sus padres que sus consejos.
  • Elogia su trabajo y esfuerzos. Publica sus trabajos o proyectos de arte en el refrigerador. Menciona sus logros académicos a familiares.

Lo más importante es que el niño no pierda su amor por el estudio, si no que aproveches esta experiencia para que se enamore más del proceso de aprender, que desarrolle y fomente su curiosidad, que haga preguntas y que sepa dónde encontrar respuestas. Puedes introducirlo a todo un mundo de información que hay en Internet, libros, revistas y demás recursos que tengas en casa.

Esfuérzate y se valiente. De todo lo negativo sale algo muy positivo. Ya verás.